Trabajos Fin de Máster

TFM Internacionalización de Empresas #1

tfm internacionalización de empresas

TFM Internacionalización de Empresas Perfecto

El TFM internacionalización de empresas se encuentra dentro del Marco Español de Cualificación para la Educación Superior (MECES).  Igualmente, responde al Marco Europeo de Cualificaciones.  Por lo tanto el trabajo final de máster (TFM Internalización de empresas) es una asignatura obligatoria dentro del plan de estudios.

Como máster oficial, brinda la habilitación de ingreso para el doctorado, así como para la docencia universitaria.

Con ese perfil, tiene un plan de estudios que acredita 60 ECTS y 24 de ellos son para investigación. La estructura de investigación se centra en el trabajo final de máster (TFM Internalización de empresas).

Vale la pena aclarar que este máster, está diseñado para formar profesionalmente para el desempeño en el campo del comercio internacional.

Por todo esto, se requiere una formación avanzada, que incluya amplios conocimientos en los mecanismos de comercialización. En último lugar, se debe generar espacios para que el estudiante desarrolle investigaciones en el sector al que se dirige la formación.

 

Aspectos clave del TFM sobre Internacionalización de Empresas

En primer lugar, al hablar de comercio internacional en tu TFM de internacionalización de empresas, el estudiante debe tener dominio de idiomas con un nivel mínimo B2.  Conocer las normas que regulan la función empresarial, tanto en las PYMES como en grandes empresas u organizaciones.

Asimismo, esto debe destacar en el trabajo final de máster (TFM Internalización de empresas).

Para desarrollar su investigación, el estudiante puede optar por un diseño de campo, una investigación teórica, una revisión bibliográfica o un plan de internacionalización.

En todo caso, debe destacar los sustentos legales y normativos que brindan apoyo a su investigación. Así como los elementos que favorecen la inclusión de su perspectiva como aporte al conocimiento en esta área.

Es de destacar, que al ser un máster que se vincula con el sector empresarial y el comercio internacional, puede ser elaborado en inglés u otro idioma.

 

¿En qué consiste estos estudios?




El Máster Oficial en Internacionalización de Empresas te dotará de conocimientos de vanguardia e interdisciplinares para realizar negocios en un panorama global.

Este máster es mayoritariamente de carácter profesional, aunque también incluye una vertiente investigadora. Así, le permitirá adquirir las habilidades necesarias en materia económica, legal, política. También, fiscal y financiera para gestionar departamentos con proyección internacional y desarrollar estrategias de comercio exterior.

 

Vías de acceso al TFM en Internacionalización de empresas




En primer lugar, para acceder a un máster oficial en internacionalización de empresas y comercio exterior es necesario contar con un título universitario oficial de una universidad miembro del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES).

También podrán acceder las personas con titulaciones en sistemas educativos fuera del EEES si la universidad de destino previamente ha confirmado que estas titulaciones. Estas deben acreditar estudios equivalentes a los correspondientes títulos oficiales de una universidad española.

Estos estudios están destinados a titulados universitarios en ciencias sociales y jurídicas como administración y gestión de empresas, comercio, derecho, economía, finanzas y contabilidad, investigación y métodos de mercado.

Además, algunas universidades pueden solicitar la acreditación de un nivel específico de inglés para acceder al máster.

 

¿En qué consiste la internacionalización de empresas?

La internacionalización de una empresa puede entenderse como el proceso mediante el cual una empresa desarrolla parte de sus actividades en un país distinto al suyo. Además, puede enfocarse en vender artículos, fabricar o comprar insumos, entre otros.

Asimismo, está compuesto por varios elementos importantes como los siguientes:

En primer lugar, este es un proceso a largo plazo que no es estático. No consiste en un paso en un momento específico, sino que se desarrolla en diferentes etapas.

Seguidamente, esto tiene un impacto importante en el desempeño de una organización empresarial. Ir al extranjero implica una serie de cambios en las actividades, la estructura y la forma de hacer negocios.

Finalmente, esto implica el desarrollo de tareas fuera del país de origen de la empresa. La internacionalización significa ir más allá de las fronteras y realizar una serie de actividades diferentes. Estas son tales como comprar materiales, invertir, comprar productos en varios otros mercados.

 

Ventajas y desventajas de la internacionalización de empresas

Antes de afrontar este proceso, es necesario analizar los beneficios de la internacionalización así como sus peligros.

Por todo ello, estos beneficios incluidos son:

En primer lugar, el incremento de la facturación de la empresa. Esta es la capacidad de incrementar la facturación sin necesidad de incrementar la presión competitiva que pueda existir en el mercado nacional. Esto también se consigue al apuntar a otros mercados, la base de clientes crecerá, lo que ayudará a incrementar las ventas.

Seguidamente, la diversificación de riesgos. Así se reduce la dependencia del mercado interno. Ante cualquier evento que desencadene una menor demanda o fluctuaciones estacionales, no dependerán de un mercado único para comercializar sus servicios o productos.

Luego, prolongar el ciclo de vida del producto. Así, en los artículos de tecnología, es posible que las empresas se encuentren con un mercado interno saturado y, en ocasiones, incluso desactualizado. Por todo ello, es posible que encuentres una solución en otros territorios donde el progreso no es tan rápido. Así los productos de la empresa pueden extender su ciclo de vida.

 

Las oportunidades comerciales en el TFM de Internacionalización de empresas

Igualmente, nuevas oportunidades comerciales. Las necesidades varían de un país a otro. Por tanto, un producto en declive puede cubrir las necesidades de otro mercado y centrarse en una nueva etapa de crecimiento.

Asimismo, economías de escala. A medida que aumenta la demanda, también lo hace la producción, lo que significará una disminución en el costo unitario del producto creado. Así, el uso de economías de escala puede aumentar significativamente y considerar los beneficios.

Finalmente, el Brand Prestige. Este es otro beneficio de la internacionalización es que mejorará la imagen corporativa de la empresa en el mundo.

 

Riesgos de la internacionalización de empresas

Primero, el proceso es difícil. Saltar al extranjero no es fácil. Es recomendable rodearse de un equipo de profesionales que implementarán sus planes.

Seguidamente, la falta de conocimiento previo: Antes de desembarcar en otro país, es necesario conocer una serie de elementos clave como las formas de trabajo, trámites e impuestos en los que debe incurrir la empresa. Igualmente, este es uno de los mayores desafíos para la internacionalización.

Por todo ello, deben tenerse en cuenta las diferencias culturales y lingüísticas. Es posible que algunos productos que tienen éxito en un mercado no tengan la misma aceptación en otros territorios.

Finalmente, las distancias pueden ser un problema en la distribución del producto y pueden incrementar los costos de envío.

 

Estrategias abarcadas dentro del TFM de Internacionalización de Empresas

En primer lugar, existen diferentes tipos de entrada en los mercados exteriores, que también se adaptan a las particularidades de los distintos tipos de empresas. Así, en una aventura de esta magnitud, las empresas necesitan saber qué fórmula es mejor para sus objetivos y circunstancias. Por todo ello, existen las siguientes formas de internacionalizarse:

  • Exportación: exportación indirecta, conjunta y directa.
  • Acuerdos de asociación o cooperación: licencias y franquicias.
  • Inversión directa: filiales de producción o comercialización a través de joint ventures.

Después de definir los objetivos de expansión internacional y antes de entender qué tipo de estrategia es mejor para una empresa, es importante que los emprendedores intenten analizar tanto a nivel introspectivo, donde examinan sus fortalezas y debilidades, como a nivel indirecto.

Donde se identifican las amenazas y oportunidades del mercado objetivo. En estos casos, se recomienda utilizar un análisis DAFO. Y si hay más o menos puntos débiles, siempre pueden buscar un mercado más conveniente o favorable. También, elegir un momento más oportuno o favorable para emprender este gran logro, o encontrar un aliado fuerte que esté bien versado en su campo.

 

Éxito en la internacionalización de mercados

En primer lugar, las claves del éxito son la atención al detalle, el código lingüístico y las reglas de negociación, la adaptación de productos y servicios a los mercados locales, contando con un buen asesoramiento y un conocimiento profundo de los marcos legales y fiscales.

 

Salidas profesionales del TFM de Internacionalización de empresas

Este es un hecho, está sucediendo. El número de oportunidades profesionales en el comercio internacional sigue creciendo porque la economía no conoce fronteras y siempre es la profesión del futuro. Asimismo, el crecimiento de la actividad económica a nivel internacional ha permitido que centenares de empresas españolas se introduzcan cada vez más en el mercado en busca de mercados exteriores, por lo que el número de oportunidades profesionales en el comercio internacional es cada vez mayor.

Por todo esto en este artículo te estamos mostrando las oportunidades profesionales más destacadas del comercio internacional para que puedas concentrarte en tu trabajo futuro.

Una vez que conozca las ventajas y desventajas del comercio internacional, se dará cuenta de que, por ejemplo, el auge del comercio electrónico le permitirá conectarse fácilmente con consumidores internacionales interesados ​​en sus productos o servicios, sin importar dónde residan.

Así, la actividad económica relacionada con el comercio exterior es una de las que más empleo, riqueza e interés genera en casi todos los países, así como en España.

 

Puestos de trabajo directos

Si estás pensando en qué hacer después de tu TFM en Internacionalización de Empresas o incluso en especialización, te interesará conocer algunas de sus oportunidades laborales.

La Aduana es el referente para los profesionales del comercio exterior. Si bien deberán especializarse en esta área de trabajo y estar familiarizados con la legislación que afecta a diferentes mercados, abren nuevas oportunidades laborales.

Cada vez más agencias se especializan en estudios de mercado internacionales, respondiendo a las preguntas de sus clientes a nivel internacional. Asimismo, trabajar para firmas de consultoría de clientes u otras empresas le permitirá alcanzar el éxito profesional que busca y en el que se especializa.

Cada día cientos de empresas ingresan al mercado por sus productos y servicios. Otra de las oportunidades profesionales más buscadas en el comercio internacional es asesorar a las empresas sobre qué estrategias seguir, por ejemplo, a la hora de elegir su destino de exportación.

También, las empresas de comercio electrónico. Estas empresas de renombre como Alibaba o Amazon son excelentes ejemplos del poder del comercio electrónico. Así, las operaciones de estas empresas a nivel económico internacional significan que necesitan profesionales legales capacitados en el uso de aplicaciones móviles para el comercio internacional y otras áreas.

 

Otras salidas laborales para tu TFM en internacionalización de mercados

En primer lugar, el emprendimiento es el motor de la economía y es cada vez más representativo en el ámbito nacional e internacional. Si se opta por estudiar el TFM en internacionalización de empresas, tendrá los conocimientos necesarios de comercio exterior para orientar a los emprendedores o incluso iniciar su propia empresa internacional.

Así, analizar mercados internacionales requiere de profesionales expertos en este campo. Además, cada vez más empresas de investigación de mercado buscan profesionales especializados en este análisis.

Muchas pequeñas y medianas empresas buscan proveedores internacionales y se mantienen en contacto con clientes de todo el mundo y exportadores, que es una de las oportunidades profesionales más atractivas en el comercio internacional. Todo esto porque cuando una empresa comienza a ingresar a los mercados externos, necesita personas capacitadas para administrar. tanto la venta. Por ejemplo, con la figura de un gerente de exportación, como el proceso de entrega, que suele ser manejado por empresas logísticas especializadas en comercio exterior, también conocidas como transitarios.

Como se ha visto en esta entrada, las oportunidades profesionales en el comercio internacional hacen que esta actividad profesional sea sumamente interesante. Además, tanto las ofertas laborales como las expectativas laborales en esta profesión demuestran que se trata de un sector lleno de oportunidades.

 

Las cadenas de valor explicadas en el TFM de Internacionalización de mercados

La internacionalización de economías y empresas ha llevado en los últimos años al desarrollo intensivo de las denominadas “cadenas de suministro globales”. El término cadenas de valor globales también se utiliza en un sentido más amplio. Así, estas cadenas son redes de instalaciones de producción y distribución ubicadas en diferentes ubicaciones geográficas.

Además, su propósito es producir productos que combinen materiales y servicios de diferentes fuentes. Todo esto con el objetivo de distribuirlos a los consumidores también en diferentes partes del mundo.




Por todo ello, varios factores han contribuido al desarrollo de las cadenas de valor y suministro globales, entre las que destacan tres:

Además, avances en las comunicaciones, tecnologías de la información que faciliten la comunicación, transferencia de datos e información, etc. Entre centros de producción que puedan estar ubicados en lugares muy remotos del mundo.

También, procesos de liberalización comercial (reducción de aranceles y otras barreras comerciales) que facilitan el comercio internacional de mercancías.

Asimismo, mejoras en los sistemas de transporte internacional que también han facilitado el movimiento de mercancías alrededor del mundo, además de reducir sus costos.

Finalmente, el desarrollo de las cadenas de suministro globales ha propiciado un aumento del comercio internacional de bienes intermedios que circulan entre diferentes plantas de fabricación. Todo esto hasta que el producto final está listo en su destino final.

 

tfm internacionalización de empresas

 

Etapas del proceso de internacionalización explicadas en el TFM de internacionalización de empresas

La internacionalización puede iniciarse y desarrollarse de diferentes formas, en función de las actividades y sector de la empresa, su tamaño, país, etc.

Pero, en general, existen algunas etapas por las que las empresas pueden atravesar en el proceso de internacionalización:

En primer lugar, la importación de la actividad. Muchas empresas inician sus contactos con mercados extranjeros porque comienzan a importar productos del exterior. Asimismo, encuentran que en los mercados extranjeros pueden comprar tecnología más moderna que no es (o es más cara) en su país y ofrecerla a mejores precios. Sus primeras operaciones internacionales son importadas.

Todo esto les permite conectarse con empresas de otros países, familiarizarse con el trabajo de las operaciones internacionales. Para muchas empresas, la importación se ha convertido en una forma de “abrir” los mercados internacionales y sus oportunidades.

En particular, asistir a ferias internacionales para conocer los productos de la competencia o comprar equipos fue el primer paso que la empresa inició con sus actividades internacionales.

 

La actividad exportadora

También, el exportar. Después de un tiempo, el salto lógico es preguntarse: ¿por qué no puedo vender también en otros mercados como las empresas a las que compro? Luego de la primera etapa como importador, comprando insumos o equipos en otros países, la empresa da un salto en el proceso de internacionalización y comienza a desarrollar actividades de exportación.

Finalmente, la implementación comercial. Con este término queremos designar el establecimiento de una empresa en el exterior a través de empresas propias para la comercialización de sus productos.

Asimismo, la empresa abre oficinas de representación u oficinas similares con el fin de desarrollar actividades comerciales. Finalmente, este es el primer paso en lo que podemos llamar la fase de implementación en el extranjero.

 

Otras etapas del proceso

También, otro aspecto es la inversión extranjera. En esta etapa, la empresa decide instalarse en el extranjero pero fabricar sus propios productos. Es decir, crea unidades de producción (fábricas si es una empresa manufacturera, oficinas si es una empresa de servicios, etc.). También, está la decisión de fabricar productos en otros países puede deberse a dos motivos principales.

En primer lugar, lo que produzca con menor costo. Este fenómeno se ha denominado “desplazamiento”, en el que empresas, generalmente de los países más industrializados. Estos trasladan sus instalaciones de fabricación a otros países a menores costos, especialmente considerando los costos laborales. Así, los países a los que se traslada tienden a ser países en desarrollo donde los costos laborales son más bajos.

Finalmente, el trato de los mercados. En este caso, la empresa transfiere su producción porque evita aranceles u otras barreras que encarecen su producto o dificultan la venta en otros mercados. También puede ser que la empresa quiera estar “más cerca” de sus consumidores para adaptarse mejor a sus gustos. Asimismo, se puede intentar reducir el costo de sacar su producto de su país (comenzando con los costos de envío).

 

Factores importantes que debe incluir el TFM en Internacionalización de empresas

En primer lugar, el factor clave en este caso es que la principal motivación para mover la producción no es reducir los costos de producción, sino ubicar las instalaciones de producción en un lugar cercano a donde hay demanda.

Por ejemplo, China ha sido el lugar más importante para reubicar las actividades de fabricación durante muchos años para aprovechar sus costos más bajos, especialmente la mano de obra.

Sin embargo, con el desarrollo económico del país, los costos laborales han aumentado y ya no son el principal factor de atracción de inversión extranjera.

No obstante, según una encuesta de 2015 de la Cámara de Comercio Europea en China, para el 71% de las empresas europeas, la principal razón para operar en China es vender sus productos en el mercado chino.

Así, las inversiones en el exterior pueden ser de dos tipos. En primer lugar, pueden ser inversiones que impliquen el desarrollo de actividades productivas “ex novo”, la creación de una nueva planta. Este tipo de inversión a menudo se denomina “greenfield”.

Seguidamente, una empresa puede invertir en el extranjero adquiriendo una empresa existente mediante una fusión o adquisición. Finalmente, las inversiones totalmente nuevas y las fusiones / adquisiciones son los dos tipos principales de inversión directa.

 

Globalización en el TFM de Internacionalización de empresas

También, es importante la globalización de la empresa. En esta última etapa, que hoy es bastante teórica, la empresa pierde su “nacionalidad” y se convierte en una empresa “global”, “mundial”. No obstante, no tiene una nacionalidad específica.

Asimismo, su gestión se realiza de forma global, creando centros de producción, investigación, etc. en los lugares que la empresa considere más convenientes, sin ninguna restricción por el origen geográfico de la empresa.

 

Fases de la globalización explicadas en el TFM de Internacionalización de empresas

En primer lugar, es importante iniciar el proceso de internacionalización para que la organización cuente con un departamento de gestión internacional. Este departamento se encargará de todo lo relacionado con la entrada al mercado exterior, dejando al resto de departamentos libres de estas preocupaciones. Si dicho departamento no existiera en la organización, tendría que crearse lo antes posible.

Antes de poder iniciar el proceso, además de tener el departamento adecuado, es necesario realizar un análisis interno de la empresa. Por esta razón, un análisis DAFO (Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades) te ayudará a comprender muy bien la situación de la que parte la empresa. Todo esto para poder evaluar cuáles serán los objetivos y estrategias que se deben seguir para mejorar.

Luego de realizar un análisis interno y conocer exactamente el punto de partida del proceso de internacionalización, es el momento de definir los objetivos que la empresa quiere alcanzar con su salida al exterior. Se trata de establecer lo que quieres lograr.

Sin embargo, en esta etapa no es necesario saber cuáles son los objetivos, sino también qué estrategias de trabajo se deben seguir para alcanzarlos.

Finalmente, este paso también es el resultado de la fase de análisis. Además del análisis FODA, también se debe realizar un análisis financiero de la empresa. Igualmente, se evaluará la solvencia actual de la empresa y en base a ella se podrán desarrollar una u otras estrategias.

 

Siguiendo con la internacionalización de empresas

La internacionalización de empresas es un proceso a gran escala para cualquier organización. Por lo tanto, es necesario analizar cuidadosamente los riesgos financieros asociados con dicha operación. Por todo ello, hay varios riesgos financieros que vale la pena investigar:

En primer lugar, el riesgo de país. Esto representa el peligro que representa un país para los negocios internacionales. Algunas empresas utilizan como indicador la diferencia entre los rendimientos de los bonos del país y los de Estados Unidos.

Seguidamente, el riesgo económico. Este riesgo está asociado a cambios adversos en el ciclo económico de un país y sus consecuentes consecuencias sociales.

También, el riesgo de tipo de cambio: esta es una pérdida incidental en la que una empresa podría incurrir mientras opera en otra moneda. Estos pueden surgir especialmente con deudas por cobrar en el futuro.

Asimismo, el riesgo político. Son las reglas específicas de cada país y cómo afectan las operaciones de la organización. También a las acciones de los gobiernos locales que provocan cambios negativos para la empresa.

La siguiente etapa del proceso es la selección de mercados externos en los que la empresa quiere desarrollar sus actividades. Después de todos los análisis internos previos, es el momento de analizar los posibles mercados exteriores que serán el objetivo de la internacionalización y elegir el más favorable para la empresa.

Escoger los mercados para la internacionalización de las empresas

A la hora de escoger los mercados, contamos con varios tipos de países. Esto se trata de elegir uno u otro mercado en el que a una empresa le resulte más fácil desarrollar sus actividades, alcanzar más rápidamente sus objetivos o establecerse de forma más rentable. En definitiva, el mercado que más puede ayudarte a crecer.

En primer lugar, los países estratégicos. Son el objetivo prioritario del proceso, y a ellos se asignarán los principales recursos. Los procesos internos se adaptarán a ellos si es necesario (idiomas, servicios, horarios…).

Asimismo, países complementarios. Dependiendo de los recursos excedentes se podrá hacer una entrada gradual (con distribuidores y propuesta de valor estándar) a estos países.

Finalmente, otros países. En estos se podrá hacer una exportación pasiva, es decir, aplicar ciertas condiciones de productos o precios.

 

TFM de internacionalización de empresas y la intermediación

La mediación es una forma muy eficaz no solo de cruzar fronteras, sino también de poder beneficiarse de la transferencia de conocimientos y habilidades al mismo tiempo. Por esta razón, ambos son fundamentales para el desarrollo empresarial y el crecimiento organizacional. Así, entre los tipos de internacionalización empresarial más habituales en esta modalidad

En primer lugar, la licencia. En virtud de este acuerdo, el agente local tiene permiso para utilizar las patentes, la tecnología, el know-how y el conocimiento de la empresa. Así, suelen ser vínculos con una previsión a largo plazo basada en condiciones tan favorables para una empresa internacionalizada como la ausencia de necesidades de inversión.

Seguidamente, la franquicia. En este caso, una organización independiente opera un negocio con un nombre diferente, al que paga un precio acordado a cambio de la capacidad de usar su nombre comercial y marca, capitalizando su reputación, imagen y oportunidades de capacitación y desarrollo del personal.

No obstante, puede limitarse a vender productos, o puede consistir en entregar un paquete de negocio completo. Todo esto con todos los elementos necesarios para poner en marcha una empresa y empezar a generar beneficios.

 

Otros tipos de intermediación

En primer lugar, contratos de producción. Estos se basan en una relación comercial con un fabricante local que controla todos los aspectos del proceso de producción y cuyas frutas se venden bajo el nombre de la marca principal.

Finalmente, las Joint Ventures. Estas son la combinación de dos o más empresas para crear una nueva entidad comercial, legalmente autónoma e independiente de sus predecesoras. Asimismo, su mayor fortaleza es el capital, aunque la imagen también es un argumento a favor de esta opción que, como otros tipos de internacionalización. Igualmente, están sujetas a las dificultades asociadas a las diferencias culturales y su impacto en los estilos de gestión y toma de decisiones.

 

Afianzar un negocio internacional gracias al TFM en Internacionalización de empresas

Así, después de un tiempo, una pequeña empresa que empezó a soñar con una grande se convertirá en una gran empresa internacional. En esta etapa, la actualidad ya la ha llevado a crear la figura de directora de exportación, y es probable que esté pensando en invertir cada vez más para poder actuar en los frentes que se están abriendo.

Igualmente, la fase final del proceso, que refuerza plenamente la transición de una empresa nacional a una internacional, es el establecimiento físico en otros países; ya sea con subsidiarias o franquicias. No obstante, quizás uno de los grandes ejemplos que están bastante trillados en este momento, pero que sigue siendo útil para visualizar mejor la evolución.

 

Finalidad de este proceso

La internacionalización de las empresas es el resultado de una serie de estrategias que tienen en cuenta tanto los recursos y capacidades de la empresa como los del entorno.

Asimismo, la internacionalización de las empresas es el proceso por el cual una empresa participa en la realidad de la globalización, es decir, la forma en que una empresa proyecta sus actividades, total o parcialmente, en el entorno internacional y genera flujos de diferente tipo (comerciales, financieros y de conocimiento) entre diferentes países.

Finalmente, no existe una única forma de que una empresa inicie negocios internacionales. Lo que sí encontramos es un camino posible que nos marca distintas opciones en función del control que tenga la empresa en sus operaciones en el exterior. También, los riesgos que asuma y los recursos que utilice en su expansión internacional.

 

La elaboración de un plan internacional gracias al TFM en Internacionalización de empresas

Finalmente, antes de preparar un plan para la internacionalización de una empresa, los objetivos de internacionalización deben estar claramente establecidos por escrito. En primer lugar, el factor importante en cualquier proceso de internacionalización es la disponibilidad de un producto de calidad suficiente para ser ofrecido en los mercados internacionales.

También, la decisión de combinar “producto por suministro y mercado por servicio” es la primera que se toma en el proceso de internacionalización.




Luego, deben tenerse en cuenta otros factores, a saber, la similitud de los mercados internacionales con el mercado local, la existencia de canales de distribución similares. También, la proximidad física, el tamaño potencial del mercado, el grado de competencia entre los mercados internacionales, el riesgo cambiario. Igualmente, la estabilidad política y económica, y familiaridad de la empresa con estos mercados.

Back to list

Artículos Relacionados